BARRIOS IMPRESCINDIBLES DE TOKIO: UENO, UN PERFECTO PUNTO DE PARTIDA Japón en familia

BARRIOS IMPRESCINDIBLES DE TOKIO: UENO, UN PERFECTO PUNTO DE PARTIDA Japón en familia

Tokio es sencillamente apabullante. Es una ciudad completamente distinta a las que hayas podido conocer antes. Es una ciudad inmensa, llena de vida y cuyos contrastes ni siquiera podrías imaginar.

Es como si dentro de Tokio hubiese distintas ciudades, (lo que aquí serían nuestros barrios),y cada una de estas ciudades, fuese completamente distinta a la otra. Puedes tomar un tren, pasarte más de una hora en él, viendo subir y bajar cientos de personas,  ver distintos paisajes desde la ventanilla, bajarte en una estación rodeada de rascacielos, o de templos, o de tiendas…y seguirás en Tokio.

Por eso, buscar un alojamiento bien comunicado en Tokio resulta fundamental. Poder moverse con facilidad en una ciudad que alberga más de 14 millones de personas, (casi una tercera parte de los habitantes de todo nuestro país) es básico, si no quieres que tus traslados diarios se eternicen.

Por ello elegimos como punto de partida el barrio (ciudad) de Ueno.

¿Por qué Ueno es un buen barrio para alojarse?

Navegando por sitios especializados de internet, Ueno siempre aparecía como uno de los barrios más recomendables para alojarse, tanto por precio, por servicios como por localización.

Para nosotros resultaba esencial que el sitio donde nos alojásemos estuviese cerca de una estación de tren de la linea «Yamanote», incluida en el JR Rail Pass .

Esta línea hace como un anillo alrededor del centro de Tokio, y tiene paradas en la mayoría de los barrios más populares de la ciudad. Nosotros no utilizamos ningún otro medio de transporte para recorrer la ciudad.

Imagen de «www.japanvisitor.com»

Otro punto a su favor fue que hay un autobús directo desde el aeropuerto hasta la estación de Ueno (Keisei line, 40 mins. Se coge en la planta 1B del aeropuerto). Con esto salvamos el primer escollo/miedo que teníamos al preparar el viaje. Nos imaginábamos en nuestro primer día en Tokio deambulando por las calles, en busca del alojamiento, sin aclararnos con los trenes y perdidos con el Pequeño Explorador… De esta manera, no había pérdida.

Además de todo esto, en Ueno se sitúa uno de los parques más importantes de la ciudad, con lo que ya podríamos visitar uno de los puntos más emblemáticos a pie.

Por otro lado, encontramos un apartamento muy bien de precio, y muy bien situado, que nos permitió decidirnos por Ueno fácilmente (Ver alojamiento).

Primer paseo por el barrio

Ueno también resulta ideal para tener un primer contacto con la ciudad. Es un barrio acogedor, donde se puede pasear sin perderse, y sin sufrir los agobios de la muchedumbre de otras zonas.

Cerca de nuestro apartamento estaba el mercado al aire libre: Ameya-Yokochō, donde ya pudimos ver los primeros establecimientos singulares, algo que nos iríamos encontrando durante toda nuestra estancia en el país.

Zapatería (por si no os queda claro por su fachada)

«Owl Nest Café». Además de cafés con gatos, perros y chicas en modo sirvienta o colegiala, también los hay de búhos y erizos… 

El primero pachinko que vimos ( salón recreativo lleno de máquinas ensordecedoras)

Tienda de frutos secos y aperitivos deshidratados

Nuestro primer menú con carne japonesa y probando a comer con palillos

Parque Ueno: una visita imprescindible en Tokio

El Parque Ueno, situado por detrás de la estación de tren, es uno de los más importantes de la ciudad, y resulta un imprescindible para cualquier visitante.

Es un parque enorme, con zonas ajardinadas, estanques, plazas y mucho por ver: templos, santuarios, museos y hasta un zoo.

Mapa de los santuarios del parque

El Templo Kiyomizu Kannon-do, es el primero que te encuentras al entrar desde la estación de tren. Data originariamente del 1631 y es un lugar lleno de encanto. Se pueden comprar amuletos para tener suerte en distintos ámbitos, pero este templo está especialmente dedicado a la fertilidad.

Es uno de los lugares ideales para ver los cerezos en flor, cuando es la época.

Templo Kiyomizu Kannon-do

Pagoda del Templo Kaneiji

Toshogu Shrine (1627)

En este paseo por el parque, pudimos ver nuestros primeros templos y santuarios de Japón, donde empezamos a conocer algunos de sus rituales para el rezo- como dar dos palmas y echar una moneda frente a una imagen de buda, purificarse las manos antes de entrar, dejar deseos en notas atadas en una cuerda, etc. etc.

Monumento a la Paz
Tótem de Lions Club

Si os coincide como a nosotros, que visitáis el parque en plena Golden Week, os encontraréis con muchos puestos al aire libre, talleres de artesanía, puestos para comer, artistas callejeros, exhibiciones de artes marciales, etc.

En el parque también hay un zoo, famoso por tener osos pandas. Nosotros no teníamos intención de entrar, y la cola que estábamos viendo para entrar, nos reafirmó en nuestra decisión.

Como curiosidad os diré, que en el interior del zoo se encuentra un pequeño monorail suspendido, con un recorrido de unos 300 metros. Fue el primero de todo el país, y sirvió de prueba para construir más a lo largo de la ciudad.

Además de todo esto, se sitúan en el parque: el Museo Nacional de Tokio, el Museo Nacional de Ciencia, el Museo Metropolitano de Arte de Tokio y muchos otros.

Como veis, darse un paseo por este parque es todo un espectáculo en sí mismo. Puedes pasar el día entero admirando sus templos, sus jardines, sus rincones con santuarios casi escondidos y esos detalles japoneses, tan sorprendentes.

Sin duda Ueno es uno de los barrios imprescindibles en una visita a Tokio, y a nosotros, nos resultó además, un lugar ideal para una primera toma de contacto con la ciudad y con el país. Un barrio acogedor, fácil de recorrer, lleno de vida y con una de las joyas de la ciudad: el parque Ueno.

SI TE HA GUSTADO COMPARTE Y ¡QUE LA FAMILIA CREZCA!
Email this to someone
email
Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *